SOS 4.8, viernes de locura

La tarde empezó con mucho calor, pero DJ Gorrión ayudó a refrescar el ambiente. Con cerveza en mano y aún sin mucha gente en el recinto empezaba la acción, que no pararía hasta el amanecer.

De repente unos chicos se suben al escenario Jagermeister, no te esperas nada aún y hay un puñado de personas gritando y saltando en primera fila. Una canción instrumental abría escenario y el buen rollo se transmitió hasta que toda la gente que había, cada vez más, se puso a bailar su rollito playero. Eran Sen Senra, y daban el pistoletazo de salida a los conciertos.

Laura-Valcarcel-Sen-Senra

 

Moviéndonos a Radio 3, sin duda el escenario más alternativo del festival, The Purple Elephants, murcianos con ganas de triunfar y rodeados de fieles seguidores con caretas de elefante, nos presentaron su álbum debut, Flames Like Ruby Gems, con un buen rock y una actitud de lo más divertida. Mientras, en Ron Brugal, Virginia Díaz partiéndolo durante una hora con temazos que hicieron que nadie pudiera estar sentado. The Zephyr Bones fueron una de las sorpresas del viernes, un guitarrista viviendo el momento descalzo, una música que evocaba libertad y una especie de bohemia intensidad. Un buen grupo que habrá que tener en cuenta en el futuro.

01052015-_DSC0097

El Estrella Levante fue estrenado por Xoel López, que lo petó empezando el concierto con su éxito Que no. El gallego hizo gala de sus canciones más conocidas como Deluxe, y de su trabajo en solitario. Llenó el escenario prácticamente él solito, y aunque de su nuevo disco no nos haya ofrecido mucho, fue un grande.

Volviendo a Radio 3, los míticos Luna y su ritmo vaquero hicieron un buen concierto para sus fans después de 10 años de inactividad. No fue muy movidito, pero son así y nos gustan. Ojo, versionaron a Beat Happening, parece que no pasan los años para ellos.

01052015-_DSC0168

Para empezar la noche uno de los mejores representantes de la música española, Supersubmarina, que arrasaron con Estrella intercalando canciones nuevas con las de siempre. Cantar Ana en segundo puesto fue una elección muy acertada y súper motivadora para todos sus entregados fans y para los que les tenían algo apartados.

01052015-_DSC0294

Bigott, que ya nos los había presentado la radio, nos ofrecieron un folk algo psicodélico y su Country de la mejor manera posible, haciendo también alguna versión de Jeremy Jay. Y llega el tuno de Hinds, increíbles y originales estas chicas de Madrid que están haciéndose hueco en este mundillo muy rápido. Liaron un poco al público con las pruebas de sonido, ¿montaje? Nos da igual porque cuatro chicas, cuatro voces y cuatro instrumentos nos noquearon con su dulce aspecto y su actitud macarra. Son diferentes a todo lo que hay y van a dar mucho que hablar porque vienen para quedarse. Parece que no se lo toman en serio pero sinceramente, son unas adelantadas a su tiempo. Para entenderlas hay que verlas en directo. El momento de descontrol llegó con Between Cans y Bamboo, que fueron las más destacadas.

01052015-_DSC0369

01052015-_DSC0485

El esperado, aclamado y melodramático Morrissey. Las camisetas de Morrissey se empezaron a enfundar y los fans más fieles ocupaban las primeras filas con nerviosismo. Mozz, un mito vivo que no pasa de moda con sus cantos líricos y las interesantes historias de sus canciones, entre las cuales se encontró Meat is murder que fue acompañada de unas imágenes de maltrato animal que nos revolvieron a todos un poco. Con el sonido del escenario un poco bajo nos demostró que aún puede con cualquier cosa. Es inconfundible, sus movimientos de micro y su sentimiento cantando World peace is none of your business, demostrado a través de su gran actuación.

01052015-_DSC0545

Cuando preparaban el escenario para Metronomy ya se veía que ese concierto iba a ser de los más grandes. Las de siempre, The Bay o The Look fueron el colofón. Su escenario recordaba a la portada de su último disco Love Letters. La voz de Joseph Mount no fue muy allá, algo baja y desafinada, aun así fue un gran concierto donde hubo mucho humor y mucho baile pegadizo y donde Anna Prior destacó en la batería.

Laura-Valcarcel

Years & Years, el grupazo inglés revelación de este 2015 que no se esperaba ser tan conocido aquí. Olly Alexander se reía nervioso y daba las gracias sorprendido de que todo el mundo estuviera allí para verles a ellos y que además se supieran sus canciones. Sus movimientos y su voz privilegiada -puede hacer con ella lo que le de la gana- así como un control exquisito de la misma hicieron que el concierto fuera una pasada. Era la primera vez que estaban en España y empezar con Take Selther fue un subidón con el que todo el mundo sudó la gota gorda. Mucho ritmo y mucho baile, la gente estaba enamorada de Olly y al parecer Olly también se enamoró de nosotros. Esperamos la segunda visita con ansia.

02052015-_DSC0943

La noche de conciertos terminó en el Estrella Levante por todo lo alto con The Vaccines, un Indie Rock de calidad que Jay Jay Pistolet se encargó de contagiar. Dream Lover, con la que lo están petando muchísimo, fue una de las elegidas, siguiendo Post Break up sex. Mucha energía y grandes canciones culminando con la indiscutible If you Wanna.

Un viernes de Sos 4.8 que ha tenido grandes bandas elegidas y mucho éxito entre los abonados. La temporada de festivales no tenía mejor forma de empezar y aun nos queda un día en el que Dorian, Lori Meyers, Temples, I´m from Barcelona, FM Belfast o The National entre otros nos harán seguir con la fiesta.

Fotos: Laura Valcárcel

 

 

Más de Alba Llamazares

Nuevas confirmaciones en el BBK Live con escenario Jägermeister incluido

Ya teníamos a Disclosure como confirmados en el BBK Live, pero se...
Leer más