MOUNT EERIE – NOW ONLY

Hay un lofi que sirve para ser graciosete, otro reivindicativo y hay un tercero que sirve para homenajear a tu esposa fallecida demasiado pronto e intentar seguir adelante con una pequeña de año y medio que no comprende dónde está su madre. Mount Eerie pertenece a ese último grupo de autores así que, por mí, puede no firmar autógrafos en sus discos y pasar de los arreglos hasta que él lo decida. Hablar de la muerte en un disco sin artificio, sin giros en la voz y sin dramatismos impostados, es crudo. Crudo y muy complicado para la mayoría de los/as que seguimos en la vida tal y como comenta el bueno de Phil en uno de los temas de su recientemente publicado Now Only.

El que fuera cantante de the microphones justamente abandonó esta banda al conocer a Genevieve, su esposa, y todo fluía dentro de la normalidad hasta que un proceso de cáncer se la llevara. Él, tras ese mazazo, supongo que desde la incapacidad de no poder hacer otra cosa, nos trajo desde ese dolor e incomprensión a partes iguales el aclamado A Crow Looked at Me. El disco retomaba para el título un instante con ella paseando en el que un cuervo les miró cara a cara, y le servía para plasmar de una manera única a lo largo del disco el antes, el durante y el después de su vida con ella y sin ella. No hay un ambiente excesivamente espiritual en aquella obra, aunque sí se mostraba su mundo de una forma intensamente desnuda y, en esta ocasión, también opta por un lenguaje lleno de cotidianeidad y fraseos tan desgarradores como sencillos que otorga al conjunto una belleza espectacular.

Hablar de la música en este caso es casi secundario ya que unos arpegios circulares sirven de lecho para que descansen las palabras, las emociones. En ese espacio nos sienta Phil para llevarnos al alma de los recuerdos, a la memoria que archiva de forma caprichosa unos u otros instantes de las vidas compartidas, y por qué no, a la celebración de la vida, la descripción de las ausencias, la luz y los olores. Si giramos la cabeza escucharemos crujir la madera y podremos observar el color de los bocetos cuyo papel irá deteriorando el tiempo.

Al final, unos/as tienen que seguir, quizá es la mayor lección que Mount Eerie nos muestra sin querer enseñar nada. Y ese cantante, que siempre me recuerda a Mark Kozelek, nos ha dado una lección sin pretenderlo porque su única intención era mostrar algo para ella, para él, para su pequeña y en un acto de tremenda generosidad, lo hemos podido escuchar atentamente. Porque sí, la muerte es parte de la vida y si a mí me hubiera sucedido algo así no hubiera sabido que hacer así que por él, abrazo a mi pequeña, a mi pequeño y a ella, para en parte agradecerle a él su tremenda valentía sin que él lo vea así. La diferencia entre un libro de autoayuda y Now Only es que en el libro de autoayuda nos venden que esa forma de hacer o pensar ayudaron al autor/a y de ahí que merezca la pena el precio del libro y nuestro tiempo. En el caso de Mount Eerie, sólo esperamos a medida que nos relata momentos vividos que su música le esté ayudando a él mismo. Feliz día del padre Phil, un abrazo enorme.

9
9
Más de Jon Koldo L. Salas

THE MESSTHETICS – THE MESSTHETICS

The Messthetics es la primera banda de Brendan Canty y Joe Lally...
Leer más