Analizamos “Anna”, el último single del debut en solitario de Will Butler (Arcade Fire)

Crazyminds Opina Analizamos "Anna", el último single del debut en solitario de Will Butler...

Desde que escuchamos su melodía por primera vez, y especialmente desde que vimos el video, no nos quitamos el sonido ni el bailecito de Anna de la cabeza. Y es que el nuevo single de Will Butler nos ha tenido un poco obsesionados. Quizá por eso le dedicamos un CrazyMinds Opina. Sólo quizá…

Marta García Torrejón: Madera de hit: frenética, desordenada, simple y pegajosa, y aun así, imprevisible. Un compendio de todo esto es Anna, el último adelanto del debut de Will Butler que pronto podremos escuchar al completo. Alejada de la epicidad que caracteriza a Arcade Fire, Anna se te meterá en la cabeza con sus golpes de piano y repetitivos coros; un menos es más en toda regla. 8/10

 

Álex Vidal: La búsqueda de nuevos caminos ha dado obras fascinantes. Pero la búsqueda es ardua, y necesita un mínimo de honestidad con uno mismo para conectar con el arte. Anna es un single mecánico, amalgama de influencias que no han sido absorbidas sino simplemente añadidas. Supongo que es un primer paso y que no ha sabido sacudirse el influjo de la banda y de los referentes machados durante una década, pero suena desleído y pasado de moda. 4/10

 

Vanesa Carro: ¡Menudo tema se ha marcado Will Butler! Es una de las canciones más originales que he escuchado en mucho tiempo. La falta de estructura lógica, las vientos improvisados y sobre todo lo pegadiza que es, la convierten en un mega hit desde ya. Un caos realmente bonito. Además, el vídeo no hace más que alimentar este universo extraño en el que nos mete Anna desde el primer momento. 9,5/10

 

Miguel Pardo: Queda a la vista que Butler se ha adueñado de algunas de las manías de James Murphy, que al parecer no ha colaborado en este álbum pero cuya sombra se cierne irremediablemente sobre este single. Los coros cutres, el beat sencillo, algún saxo y un sintetizador desembocan en un excelente corte que seguramente sea una isla en Policy (puesto que el sonido del primer single no tiene NADA que ver con este).

Por si eso fuera poco, tiene una sencilla pero interesante letra sobre las motivaciones personales y se pega como un chicle a pesar de su nulo desarrollo instrumental, lo cual le da más mérito. Veremos si, por fortuna, en Policy hay un archipiélago sonoro con un clima y un mood similar a este, porque podemos esperar cualquier cosa de Will Butler. 9/10

 

Y a vosotros, ¿qué os ha parecido?