Crónica Paraíso Festival 2019: consolidación de un modelo de futuro

paraiso-stage-crazyminds.es

La segunda edición de un festival marca un antes y un después en muchos sentidos. Tanto para los organizadores como para los asistentes es la edición que pone al festival en su sitio y que en ocasiones acaba haciendo de puente entre la novatada de la primera edición y la consolidación de un modelo de futuro. Pasar con nota una segunda cita anual da muchas papeletas para que el festival empiece a despegar. Después de dos días de buena música, gastronomía y actividades culturales podemos afirmar tranquilamente que Paraíso Festival pasa a instalarse como cita obligada en nuestras agendas de verano.

Viernes 14 de junio

El viernes comenzamos nuestro periplo con la actuación de los canadienses Bob Moses, que desplegaron en el escenario principal un set que aglutinaba elementos de la música dance, el rock y el funk. Una buena piedra de toque para empezar esta edición de Paraíso.

A continuación se vivió uno de los momentos más peculiares del festival, pues Nicola Cruz aparecía en el escenario Absolut, lo que sorprendió a casi todos, pues hablamos de un artista con suficiente tirón como para actuar en uno de los escenarios principales del festival bien entrada la noche. A plena luz del día pudimos ver un escenario abarrotado que se le quedó pequeño al ecuatoriano. De su actuación podemos afirmar que fue una de las mejores del festival, con un set que maridó a la perfección elementos del folclore latino con los beats más irresistibles.

Acabada la actuación de Nicola Cruz daba comienzo en el escenario principal uno de los platos fuertes de todo el festival, el concierto de CHVRCHES, primero en Madrid desde 2014. Tras unos minutos de retraso por cuestiones técnicas saltaron Lauren Mayberry y los suyos comenzando su recital con uno de sus grandes éxitos, Get Out.

Del concierto en sí cabe destacar los problemas de sonido que se hicieron constantes a lo largo de la actuación con el micro de Lauren, un detalle que quedó eclipsado por el arrebatador carisma de una artista que se movía de un lado al otro del escenario con la actitud de la estrella que es. En resumen, una actuación que nos dejó muy buen sabor de boca y en la que se despidieron con un “see you again soon” que nos hace ser optimistas de cara a futuras visitas de la banda.

A continuación le tocó el turno al productor francés Cerrone, uno de los padres de la música disco, quien puso toda la carne en el asador para hacer del escenario principal una fiesta con sus himnos de corte setentero. Una sesión revival de sus grandes éxitos que sin duda fue uno de los momentos más divertidos de la noche y que por momentos nos parecía trasladar al mismísimo Studio 54, del que el francés era un asiduo.

El escenario Nido hacía su debut en esta edición con los mejores talentos nacionales. A estas horas empezaba a verse bastante concurrido con el set de Jackwasfaster, antiguo componente de Fira Fem que reunió a bastantes fieles en su actuación. Mientras, en el Escenario Club, el barcelonés John Talabot atacaba con un set bastante heterogéneo que por momentos no parecía conectar con el momento y el lugar de la actuación. Aun así su actuación fue un buen preludio para lo que estaba por venir.

Dejamos la carpa para irnos al escenario principal, donde actuaba el luxemburgués Solomun. Uno de los grandes referentes de la electrónica contemporánea que se ha hecho conocido en los últimos tiempos por trabajar con artistas de la talla de Foals o Depeche Mode. Suyo fue el impecable cierre a una noche de altísimo nivel.

Sábado 15 de junio

El sábado empezaba la segunda jornada de festival con una actuación muy esperada, la de los americanos Channel Tres, que con su mezcla de house bailable y ritmos urbanos consiguieron encandilar al personal desde el primer momento de la tarde.

A continuación se empezó a hacer patente lo que más tarde se confirmaría: que el sábado acabaría por ser la jornada de las artistas femeninas. En el escenario Club la holandesa Carista abarrotaba la carpa con una sesión que se convirtió de inmediato en uno de los momentos álgidos del festival, poniendo el listón muy alto a los siguientes artistas.

Un alto en el camino para volar al escenario principal donde con una puntualidad fuera de lugar (de hecho empezó antes de tiempo) la francesa Charlotte Gainsbourg empezaba una actuación de carácter preciosista que sin embargo fue de más a menos hacia el tramo final. A pesar de todo, temas como Lemon Incest forman parte de la cultura popular y el catálogo discográfico de la francesa y su presencia son motivos de sobra para hacer de su actuación una cita imprescindible.

Volvemos al escenario Club para encontrarnos las que para muchos han sido las mejores actuaciones del festival, Peggy Gou y Pional.

La coreana desplegó un set contundente con guiños a artistas como Laurent Garnier o Chemical Brothers, siendo de lejos la que mayor respuesta tuvo por parte del público, confirmando las expectativas que había en torno a ella con creces.

Con el público en todo lo alto recogió el testigo el madrileño Pional, con un set que comenzó con su hit Destiny y que acabó siendo una especie de sesión revival a algunos temas españoles de los noventa.

Tras estas dos magníficas actuaciones era la hora de cerrar el festival eligiendo entre Laurent Garnier y Mano Le Tough. Nos inclinamos por el francés, que celebra sus treinta años de carrera demostrando porqué está un escalón por encima de los demás en una sesión contundente que sin embargó pareció suavizarse al final al bajar el sonido del escenario. A pesar de ello, su set fue un gran epílogo a este festival.

Según cifras de los organizadores, nada menos que 25.000 personas han acudido este año a una cita que a priori parece destinada a convertirse en santuario de los amantes de la electrónica en la capital.

Independientemente de las cifras y los récords que ha batido la organización nos quedamos con las sensaciones, las que te dicen si hay festival o no. La respuesta parece clara, ahora solo queda empezar a confeccionar la tercera edición de este fantástico Paraíso Festival.

Más de Daniel Sánchez

Pinta y colorea con Jack White

Aparte del parecido físico con Johnny Depp, el bueno de Jack White...
Leer más