Vetusta Morla se expandirá internacionalmente de la mano de Sony, sin perder su carácter independiente

VETUSTA MORLA

Vetusta Morla es uno de los pocos grupos españoles que se han hecho a sí mismos desde el principio de su carrera hasta alcanzar el éxito con el que ahora cuentan. Y todo a través de su propio sello discográfico Pequeño Salto Mortal, desde el que la banda ha encarado la autoedición desde su primer disco hasta el último. A través del que parecían defender su carácter totalmente independiente, y sobrevivir a esa lucha por ser absorbidos por el lado oscuro de lo comercial.

Sin embargo, finalmente se han dejado atraer por Sony Music, con quien buscarán su expansión a nivel internacional. “Pequeño Salto Mortal -sello de Vetusta Morla– y Sony Music inician una aventura conjunta. El acuerdo incluye la reedición y distribución del catálogo de la banda en todo el mundo y la licencia del nuevo álbum que están preparando actualmente”, señalan desde la discográfica, en un comunicado.

Desde Sony aseguran que esta alianza refuerza un “interesante” escenario internacional para el grupo. Pues, si Vetusta Morla ya había conquistado el público español y estaba atrayendo a miles de seguidores de México, Argentina, Colombia e incluso Alemania, ahora, a través de la licencia con Sony su catálogo llegará a muchos más países –de Latinoamérica, principalmente-.

En el texto no se olvidan de recordar, en una especie de gesto tranquilizador hacia los fans del grupo, que este acuerdo “preservará el carácter independiente de una banda que se ha hecho fuerte desde su propio sello”.

Por su parte, los miembros de Vetusta Morla dejan claro también, en este comunicado, que no van a perder su esencia y que, en este caso, “es Sony quien se suma al equipo y la filosofía de Pequeño Salto Mortal”. Es desde esta perspectiva como se ha alumbrado una alianza que nos permitirá seguir grabando los discos que queremos con nuestro pequeño gran sello, sobre los mismos ladrillos, ideas y valores con los que empezó esta aventura”, insisten.

Parece que el grupo no quiere dar lugar a que se malinterprete este acuerdo y por ello subrayan también que defenderán y cuidarán el proceso que acompaña a la creación de sus canciones como han hecho hasta ahora, “hasta el final, desde que salen del local de ensayo hasta que llegan a los escenarios”. “En definitiva, cuidar el qué y el cómo -añaden-. Creímos en espacios diferentes dentro de la industria y hemos tenido la inmensa suerte de poder imaginarlos y después habitarlos”.