REMATE – SUPERLUV (POR LO QUE TIENE DE ROMÁNTICO)

REMATE - SUPERLUVSuperluv (Por lo que tiene de romántico) es el último disco de Remate. Un trabajo que tiene como una de sus principales características la mezcla idiomática de inglés y castellano, pero no para formar un spanglish en sí mismo, no confundamos, sino como un adorno del verdadero lenguaje utilizado, el lenguaje de la música pop utilizado de una forma muy pura. A quien no le gusten este tipo de experimentos que no se angustie, el cambio constante de un idioma a otro resulta sutil y nada descarado y, como digo, un adorno que no llama la atención más de lo que debe.

Otra peculiaridad con la que nos topamos es el título, de dónde sale y a quién hace referencia. Resulta que “Luv”, derivado de “love”, es el apellido artístico de algunas de las actrices estadounidenses de cine para adultos más conocidas y que Fernando Martínez, alias Remate, se encontró por internet. A partir de ahí empezó a surgir la idea y como resultado tenemos este disco repleto de nombres de mujeres y sensualidad.

Éste, su séptimo trabajo de estudio y publicado con el sello Everlasting Records, ha sido grabado en Nueva York y producido por LD Beghtol (LD & The New Criticism, The Magnetic Fields) y cuenta con colaboraciones interesantes, además de la del propio LD, como Pinky Weitzman (violinista para Belle & Sebastian), Julia Kent (chelo con Antony & The Johnsons) o Stephin Merrit. Nos encontramos ante un álbum que dista mucho de los primeros, sobre todo en cuanto a arreglos. En esta ocasión vemos canciones más elaboradas en ese aspecto, más distantes de la canción original aunque no por ello recargadas sino al contrario, el álbum completo hace gala de gran sencillez aparente.

Hay canciones que desde el principio enganchan. Por lo que tiene de romántico es un corte un tanto meloso y sí, romántico, aunque parezca que no vayamos a encontrar un atisbo de romanticismo en una historia que ha nacido de la curiosidad que suponía el descubrir a estas actrices porno que formaban una única familia, comprobaréis que sí se pueden combinar perfectamente estos dos conceptos. Hipnótica y de ritmos balanceados y balanceadores. Pegadiza desde el momento cero. Crea un ambiente un tanto oscuro entre los violines y la calidez de su voz que hace volar la imaginación y te lleva a un escenario de sábanas de seda, colores cálidos y jugosas frutas que rozan tus labios con excitante delicadeza. Todo muy en relación con el hilo principal del disco.

Otras canciones que destacan por su belleza son Gigante, que fue publicada anteriormente como single adelanto, Elvis Luv o Iris, que con sus versos casi desnudos “Pintan dólares en sus iris, y ellos no pintan nada” del comienzo, captura la atención del oyente y no lo deja escapar en lo que dura el corte.

Estamos ante un disco que lleva en el mercado desde primeros de año y que en mi opinión no ha recibido la atención que merece. Con todavía la resaca de listas de “mejores de 2010” pululando en mi cerebro no puedo evitar pensar, mal hecho por otra parte, que este disco será sin duda alguno de los que asomen la cabeza en los recordatorios de lo más destacado de este año, al menos por los medios especializados. Ójala no me equivoque.

PUNTUACIÓN CRAZYMINDS: 8/10