Nuestra planificación del Cruïlla

CRYSTAL FIGHTERS - VIDALA FOTOGRAFÍA

Otro año más llega el festival veraniego de música de Barcelona. El Cruïlla vuelve al recinto del Fòrum de la capital catalana para llenar de música, de estilos muy diferentes, durante dos días y medio esta gran explanada de asfalto en la que tienen lugar tantos festivales. Si en otras ocasiones el festival había traído a nombres tan importantes como Kendrick Lamar, Ms. Lauryn Hill, Damon Albarn o Jamie Cullum; la edición de este año está encabezada por Alabama Shakes, Robert Plant, Damien Rice o, los ya tanto conocidos por los festivales españoles, Crystal Fighters. Una de las bases del festival sigue en activo, la diversidad musical por encima de todo.

El festival empieza hoy (se abren las puertas a las 18:00) y acabará, como los último años, el domingo con una jornada muy suave que ellos siempre definen como el día familiar (el último concierto acaba a las 21:30). De la misma forma, como el año pasado, el Cruïlla sigue apostando por las nuevas tecnologías convirtiendo el cashless como la única forma de pago en los establecimientos dentro del recinto. Ah, y los más importante para los asistentes, si tenéis pensado ir cuando aún toca el sol, no os dejéis las gafas, la gorra y la crema, pues el sol de Julio en el Fórum pica con muchas ganas. ¿Lo demás que se necesita? Ganas de saltar y disfrutar.

Por lo que atañe a quien está escribiendo esto, la primera jornada, la de hoy viernes, empezará con el concierto de Cat Power. Con una voz que enamora a muchos y muchas, la cantautora se hizo famosa adaptando canciones de otros artistas, pero con Sun, su último disco (y el primero con todo el material propio) demostró que ahí reside su auténtico talento. No solamente cantando, también componiendo y escribiendo. Después tocará emocionarse, pues iremos directo a ver qué tal se vive en directo la melancolía de Damien Rice; posiblemente la mejor apuesta para ir a ver un atardecer de verano. Aprovecharemos el fin de la melancolía de Rice para ir a ver otro directo, con más carga social, sonidos más autóctonos y más sangre en las venas; será el turno de Chambao. Con ganas de ver el último trabajo de la Mari y descubrir en qué habrá afectado la producción de Eduardo Cabra (Calle 13) al flamenco de Chambao.

A partir de aquí para nosotros empezará la noche y, con ello, los conciertos que serán un no parar de saltar y bailar. Cuál será la chispa que encenderá nuestro caldero interno? Crystal Fighters. Aunque ya han venido bastantes veces en los últimos años a nuestro país, se tiene que reconocer que el efecto de sus directos es de lo mejor para olvidarse de los problemas y, simplemente, cantar, bailar, saltar y chocar con la gente del lado. Preparaos para sudar. A continuación nos iremos a Bomba Estéreo. No me los pierdo. El año pasado ya dieron la sorpresa con su directo en el Sónar, y esta vez quiero repetir la experiencia. Su mezcla de la cumbia con la electrónica llenan de buenas vibraciones a quien los escucha y, sobretodo, se transforman en amos y señores de los cuerpos de los oyentes. Dejaos llevar, no os aguantéis porque no podréis. A continuación volveremos a saltar con Rudimental, una de las bandas de Drum’n’bass que, gracias a colaboraciones con artistas como Ed Sheeran o John Newman, han llegado más fácilmente a las masas que otros artistas del mismo género. Una de las bandas que más me apetece ver de esta edición. Finalmente acabaremos la noche con el directo de Digitalism, aunque son conocidos principalmente por su tema Pogo, gran parte de su repertorio suenan a hits dance-rock perfectas para poner el broche final a la primera jornada del Cruïlla.

Un Cruïlla sin grupos jazz o funk no es un Cruïlla, y la segunda jornada del festival empezará con uno de estos grupos que tan bien mezclan los dos géneros y, porqué no decirlo, uno de esos artistas que el festival cuidan tan bien. Snarky Puppy es su nombre y, de hecho, ya han colaborado con artistas de la talla de Justin Timberlake o Erykah Badu. No os lo perdáis, en estos conciertos es donde se respira más la esencia del Cruïlla y de los que más disfruta el público asistente. Después con seguiremos con James, grupo con años de experiencia (y con muchos cambios de nombre), que traerá un poco la esencia y el sonido de Mánchester (The Smiths) al Fòrum de Barcelona.

A continuación será el turno de los que, para un servidor, son los cabezas de cartel del festival, Alabama Shakes. Única actuación del año que da el grupo en España. Después de su debut, Boys & Girls, que ya dejó boquiabiertos a una gran mayoría, con su último disco, Sound & Color, se han consolidado como una de las bandas más importantes del momento del blues rock. Alabama Shakes son muy grandes, su directo lo es más, después de pasarse por los festivales más importantes del mundo, pasarán por el Cruïlla para que podamos disfrutar de su sonido tan auténtico y poder oír la voz de la magnífica Brittany Howard. No os lo perdáis, será de lo mejor del año en Barcelona. Pero después de ellos, el rock no se acaba. Justo después, sin perder el “rock mood”, iremos directos a contemplar una leyenda viva del género, Robert Plant, el cantante de Led Zeppelin. Un mito de la música, una voz inconfusible, llega a Barcelona para mostrarnos como suena su último proyecto, en colaboración con The Sensational Space Shifters.

Ahora nos acercamos, hasta la misma Barcelona, y visitaremos uno de los grupos que más fuerza ha tenido en la indie nacional en los últimos años, Love of Lesbian. Con años de trayectoria, hits, y muchos fans detrás, esta vez nos guiarán hasta el espacio para enseñarnos como suena su último disco, El poeta Halley. Seguimos con el rock, pero esta vez viajamos hasta los años 90. Años después, se han vuelto a reunir Skunk Anansie. Quienes crearon himnos de los noventa como Hedonism, vuelven para presentar su nueva creación musical, Anarchytectur. Si no has visto nunca a su cantante, Skin, en directo, no te lo puedes perder. Para acabar la segunda jornada, nos alejaremos mucho de lo que hemos oído a lo largo del día e iremos a la fiesta de Shantel y la Bucovina Club Orkestar. ¿Estáis preparados para oír algo totalmente diferente a lo demás? Preparados para ver las mezclas que hacen uniendo electrónica con canciones gitanas de los Balcanes.

El último día, mucho más calmado, solamente dos conciertos. Elefantes y Caléxico serán los encargados de despedir esta Cruïlla 2016. Con los primeros, seguiremos ampliando los horizontes musicales de esta edición del festival, y escucharemos un poco de country. Pero no tradicional, ya que después de tres décadas, Joey Burns y John Convertino han ido mezclando el sonido tradicional de Texas con el pop, el vals e incluso la cumbia. Finalmente, y para decir adiós al Cruïlla 2016, nos dejaremos emocionar por el pop sensible de los Elefantes, quienes tanto tocarán sus clásicos como otras nuevas propuestas (como una versión del famoso Te Quiero de José Luis Perales).