Disorder: Los 10 años del Manchester en Barcelona

Hace una década un pequeño bar abrió en una zona privilegiada del Raval barcelonés.  A un paso del corazón de la ciudad, a dos pasos del Macba, entre Sant Antoni y las Ramblas, se encuentra el Manchester, un local muy especial.

Un establecimiento donde la música es excelente, un tributo durante los 365 días del año a la genial música de la onda Madchester, aderezado de buen pop, afterpunk de los 80 y con un ojo al britpop y al indie. El refinado gusto por la música y el atrezzo con el que el local está decorado se ha adueñado del lugar y ha creado una seña de identidad.
Con el tiempo, el éxito hizo que abrieran otro local, cerca de calle Avinyó, aún más céntrico. Muy cerca de una de las calles más bulliciosas, la macarra Escudellers y a 5 minutos de la Plaza Real donde personal fijo y visitantes asiduos comparten copas en una de las zonas más acogedoras ,en cuanto a clubbing, que nos da la ciudad condal.

Perdón que me funda en elogios, pero los dos Manchester son un punto necesario en una ciudad que se está trivializando y globalizando a un nivel peligroso, y donde los locales están homogeneizando la propuesta hacia una misma dirección.

Y en la sala 2 de Apolo (Otra bastión de la música alternativa) el día 8 de febrero se hará la fiesta Disorder para celebrar estos 10 años, y que tendrá como dj invitado a Mike Joyce de The Smiths, que nos hará un repaso a una parte de la banda sonora de los que somos habituales de los locales.

Ya lo dicen Javier Meneses y Ariel Gejman: “Queríamos que los clientes pudiesen escuchar en un bar la música que escuchan en sus casas, ya que a nosotros nos costaba encontrar locales donde poder disfrutarla”.
Pues lo habéis conseguido. Muchas gracias y a por los 20 años.