Dinamita, mezcalina y un jupiter 6, propuesta para hoy en el Proyecto Waikiki

waikiki-cartel

Hola. Bienvenido a una noche más de Proyecto Waikiki. Ráfaga de ukeleles hawaianos sobre un toque surf de guitarra eléctrica. Proyecto Waikiki, puedes leer en unos apreciados neones flúor. La noche es hoy. Es Madrid. Es Malasaña. Es maravilla, la sala, la sala Maravillas. Es rock and roll y tríos. Apunta: Calle San Vicente Ferrer 33. Todos llevan Paredes en sus pies. Las entradas, aquí, módico precio.

Pasa. ¿Pedimos algo? Salúdame siempre. Te presento. Dinamita Brother explotaban el concepto de dúo (Nacho Zugaza y Xavi Saez) guitarra-batería transitando por los terrenos de la psicodelia, el blues y eso llamado rock&roll, con más o menos rudeza, fuerza, etc. Hay fuzz, hay bailes desenfrenados, hay momentos de cerrar los ojos. Hay discos con el sello madrileño Tuzz Records, auténticas joyas en 7”. Escuchar aquí.

Los caminos del señor son inescrutables y no seremos nosotros quienes los escrutemos, por lo que han decidido doblar la apuesta y convertirse en cuarteto, un auténtico 2×1 que esperemos degustar esta noche. El 2×1 es solo en el escenario, los de la barra no han dicho nada.

Ven. Deja la copa. Sigamos con las presentaciones. O que lo hagan ellos Mezcalina Jones son “Jorge Henríquez como “canario revientaparches”, Roberto de Baltasar representando al “bajobsesivo compulsivo”, Rubén Armisén como “cantamañanas del reino” y Gonzalo Sánchez sentenciado “culpable de las seis cuerdas y niño del coro”. Ellos hacen rock progresivo con tintes stoner y toques space. Dales una vuelta aquí.

Bien. Ven. Déjate llevar. Mira hacia arriba y ves Júpiter. Jupiter 6. No, no es un planeta, es un sintetizador. Algo que los envuelve y los sintetiza a Francisco Meneses (-Fuckaine, etc- voz , guitarra y sintetizadores), Pedro Tarancón (bajos y coros) y Topo García (batería y coros). Hacen pop-rock con un querencia añeja, con trasfondo de autenticidad y creativos ritmos y estructuras. Algo como ¿artrock? pasado por sitios más oscuros, Elvis en un día de resaca, blues sin tristeza. Es mejor que lo escuches tú aquí.

Ven esta noche al Proyecto Waikiki.