Azealia Banks, otra vez inmersa en broncas

AZEALIA BANKS

Desafortunadamente para ella, pero sobre todo para sus fans y todos aquellos que tenían esperanzas puestas en ella, Azealia Banks sigue empeñada en decepcionarnos continuamente. La mayoría de las veces que oímos hablar de ella es por polémicas, discusiones, y en menos ocasiones de las que desearíamos, por su música.

La última de Banks ha sido un arresto en Nueva York tras propinar un puñetazo a una guardia de seguridad de un club nocturno, a la que, aparentemente, también le mordió un pecho. Algo así como un Tyson contra Holyfield, pero en la noche neoyorquina.

Y no es la primera vez que ocurre, ya que la cantante está bajo investigación por un incidente similar ocurrido el pasado mes de octubre en Los Ángeles, así que por lo visto se está convirtiendo en algo como una costumbre liarla en todas las discotecas o fiestas a las que acude.

Esperemos que alguna vez esta chica se centre y, de verdad, ofrezca todo el talento que prometía en un principio y que tan diluido está empezando a quedar detrás de esta imagen de “chica mala”. Os dejamos, para recordar su lado musical, con el vídeo que recientemente presentó para Count Contessa, su ultima canción.