Triángulo de Amor Bizarro: “No pretendemos aleccionar a nadie”

Triángulo de Amor Bizarro

En 2016 Triángulo de Amor Bizarro publicó Salve Discordia (Mushroom Pillow), su cuarto largo y seguramente el más celebrado. 11 temas de corte épico envueltos por una mística y una rabia que hicieron que los gallegos girasen por todas partes y se convirtiesen en los abanderados de un estilo que arremete contra las injusticias actuales a través de símbolos que se forjaron hace siglos.

Triángulo de Amor Bizarro ha visto ahora una necesidad imperiosa de clamar contra la actualidad política y las injusticias sociales. Para ello, la banda ha sacado El Gatopardo, un EP de cuatro temas afilados como una espada. Guitarrazos, letras directas y ese sonido tan característico de la banda. Este viernes 20 de abril lo presentan en Madrid, en el Ochoymedio Club. Hablamos con Rafa Mallo sobre esta nueva etapa de Triángulo de Amor Bizarro.

Salve Discordia fue un gran éxito tanto para la crítica como para el público. ¿Habéis notado algún tipo de presión tras el gran recibimiento del disco?

Para un grupo la presión suele llegar entre el primer y el segundo disco. El primero es el típico álbum que tienes mucho tiempo para hacer. El segundo disco es el complicado, porque tienes que hacer en mucho menos tiempo algo que te guste de la misma manera. Nosotros ya vamos por el cuarto disco. cada vez es un poco eso pero diferente. Para nosotros más que presión es intentar mantener una idea fresca y que nos interese. Nos tiene que ayudar a sentir ese espíritu de cuando tienes un grupo y todo te gusta porque es nuevo. Entonces hay que explorar nuevos caminos para que eso lo podamos mantener. Porque si no, sería aburrido, sería como una fábrica de canciones, que es algo que a nosotros no nos funciona.

Precisamente Salve Discordia sonaba como un álbum muy compacto, en el que todo tenía un sentido. Con El Gatopardo pasa lo mismo, ¿teníais claro que iba a ser un EP y no un largo?

No. nos pusimos a trabajar sobre un par de canciones que íbamos avanzando. Pero no tuvimos claro que íbamos a cerrar el EP hasta que vimos un nexo común. Nos suele pasar mucho. Tú te pones a hacer un disco y se va auto-completando. Aquí nos centramos en una única idea que es el insulto y el antiimperialismo. Lo que nos gustó de hacer un EP fue la inmediatez. Si hubiésemos hecho un LP hubiese salido el año que viene y entonces ya ha pasado mucho tiempo. Estaba tan cerrado en cuatro canciones y la idea era tan clara que los cerramos en ese momento. Además era una experiencia nueva.

Ahora que me decías lo del insulto y el antiimperialismo, el hecho de que sean solo cuatro canciones hace que el mensaje quede mucho más concentrado, por lo que se nota más el cabreo por la situación actual. ¿Es inevitable tener que escribir sobre temas como la política, el capitalismo o las tradiciones que más influyen sobre la población?

En todos los discos hay referencias más o menos claras a eso y nosotros no pretendemos aleccionar a nadie. Esto son canciones de escarnio. Ahora mismo es un estilo patrio, pero que se aparta de lo que ahora parece que es el estilo patrio. Como a todo el mundo, esta situación nos afecta. Pero no es tanto eso, sino el concepto estético. Es un ejercicio que surge no tanto del cabreo (y podríamos haber hecho “discos de cabreo” desde el principio), sino de la estética. Nos gustaba jugar con el concepto temporal y el concepto de nación que cambiando con el tiempo. En referencias como Los Episodios Nacionales de Galdós ves que hay una constante y ciertas cosas que se repiten en el tiempo y que ahora mismo también están presentes. Al mismo tiempo es algo muy universal. Estamos hablando de personajes de España que son extrapolables a otros países y de otra manera.

Sin embargo, vuestro estilo no es el de la canción protesta como tal. Vuestras críticas suelen ir ligadas a símbolos como la corona, armas medievales, cruces o personajes históricos como Isabel la Católica ¿por qué hacéis uso de esta simbología?

Los símbolos es algo que nos parece muy atractivo. Tienen multitud de interpretaciones y eso es lo que los hace tan interesantes. Precisamente, traspasar símbolos medievales a esta época hace que su sentido sea distinto. El símbolo cambia de significado. Algo que está tan forjado y que se supone que tiene que ser así por tradición lo llevas a la actualidad y es otra cosa. Está el concepto de nobleza. La gente se perpetúa en puestos o tiene una especie de riqueza hereditaria, aunque a día de hoy no sean nobles. Este tipo de conceptos nos parecen muy interesantes y dan mucho juego para “jugar”con ellos y hacer un ejercicio que sea estéticamente interesante.

Es inevitable que a uno se le vayan los ojos y los oídos a Ciudadanos. Y no hablo del contenido, sino del título. ¿Os han llegado quejas directas de políticos o seguidores del partido?

No nos han llegado mensajes directos de políticos. Recuerdo algún mensaje de gente que no estaba tan de acuerdo con la crítica al neoliberalismo, que al final es más eso que lo de Ciudadanos. Nosotros cerramos las canciones poniendo el título al final. Rodrigo estudió economía y no está nada de acuerdo con las teorías ‘neocom’. Hay ejemplos de fallos del sistema y aun así se promulga como el mejor sistema. Y claro, el objetivo del EP es poner eso en duda.

En Ciudadanos se puede notar un nuevo sonido respecto a vuestra música anterior. Tira más hacia ese pop cañero hacia el que habéis virado últimamente. ¿Es un EP una buena forma de probar cosas nuevas?

Nosotros no nos enfrentamos al EP como tal, lo vemos como un disco. Parte de mantener las ideas frescas significa probar cosas en las que no te encuentres totalmente cómodo pero que pueden funcionar y con las que puedes trabajar. Entonces llegas a un punto en el que ves que funciona y lo puedes manejar. Estás es un territorio en que si fallas un poco o te pasas un poco ya no funciona. Esto a nosotros nos parece interesante, y con el sonido pasa lo mismo. A veces probamos cosas que funcionan o no. Ciudadanos es una canción muy pop, pero un tipo de pop que no habíamos trabajado tanto. Es parte de ese proceso de buscar ideas nuevas o hacer cosas que nos resulten también un reto. Tampoco somos grandísimos instrumentistas. Quizás no sabemos manejar un órgano como el mejor organista del mundo, pero sí en esa canción.

Entonces este EP puede o no marcar el sonido de vuestro próximo largo.

Efectivamente. Nosotros si hacemos una canción, la siguiente será completamente diferente. Es como que el cuerpo te pide otra cosa. No sabría decirte por dónde irán los tiros, pero ya estamos trabajando en cosas nuevas. La verdad es que nos gusta mucho El Gatopardo, así que no sabemos por dónde tiraremos.

Tengo curiosidad por saber cómo es vuestro proceso creativo. Cómo veis si un tema es más popero o punk y cómo encaja eso con las voces de Rodrigo o Isa.

Depende muchas veces de la intención de la canción. La voz la tratamos como un instrumento más. Hay veces que puede ser una canción agresiva, pero la voz de Isa, que es mucho más melódica, le da un contrapunto que es mucho más interesante. Entonces se va decidiendo con respecto a eso.

¿Cómo influye vuestro entorno físico en vuestro sonido y la forma de componer?

Repercute bastante el ser de Galicia y la forma de ver las cosas desde aquí. Cuando hablas con la gente al salir de Galicia, y nosotros salimos bastante, notas diferencias en la forma de pensar y de sentir ciertas cosas. El clima y el paisaje de aquí son muy distintos y eso sí que nos influye.

¿Qué recorrido le veis a El Gatopardo ahora que está en sus primeras semanas de vida?

Nosotros siempre intentamos salir de España. Por ahora no hay nada confirmado, pero si pudiéramos sería increíble. Estamos trabajando ya en cosas nuevas. Ahora vamos a presentar el EP en Madrid  y también tocaremos en Razzmatazz en Barcelona. Luego en verano haremos bastantes festivales. Pero después nos centraremos en nuevos trabajos y las canciones de El Gatopardo se van a incorporar a nuestro repertorio. Están en ese punto en el que tienes muchas ganas de tocarlas. Los temas nuevos siempre te llenan más la sangre para tocar. Como te decía antes, es la incógnita en la que te mueves. Las otras ya las tienes más trabajadas y siempre les das una vuelta para que te resulten más interesantes.

Más de Javier Garriga

El Festival Cruïlla presenta su cartel completo con Jack White, Prophets of Rage y N.E.R.D entre otros

Hace poco más de un mes el festival barcelonés Cruïlla anunciaba los...
Leer más