PARTIDO – LEAVING ALL BEHIND

PARTIDO - LEAVING ALL BEHINDLeaving All Behind es el disco que calará hondo tanto en los amantes del folk como en aquellos reacios a los banjos. Uno de los discos que necesitarás escuchar un par de veces al día. Leaving All Behind trata de dejar el pasado atrás, sin pena ni drama y con un amor crudo y sincero a la vida.

 

Las diez canciones que lo componen son diez montañas rusas emocionales de popgresivo, género que inauguran ellos mismos: “La etiqueta de “popgresivo” viene porque en Partido el 80% de sus componentes son devotos del único movimiento dentro del rock que no ha vuelto a ser reivindicado por los hipsters: el rock progresivo”, explicaba Víctor, vocalista de Partido, en la pasada entrevista a Crazyminds. Una síntesis entre el espíritu más americano del folk y la inmediatez de las melodías de la patria de los Beatles.

 

Su carta de presentación es First Time, que ya se apodera de todos tus sentidos y te obliga seguir escuchando el disco. Después llega Feel All Down, con la crudeza impresa en cada una de sus palabras; y Bulletin Board System, que aparece con una calma y tranquilidad inusual. Dicha calma se quiebra con delicadeza cuando empieza Not Full Of Anger, uno de los singles del disco. Llega otra vez la calma tras la tormenta, Breaking Me Though, porque lo que es Leaving all Behind es un disco de emociones medidas al milímetro que logra traducir a notas el equilibrio perfecto, consigue experimentar con los extremos, pero sin salirse nunca de los límites que ellos mismos han trazado. Only In You, posiblemente la canción más folkie del disco, bien podrías haberla oído en el porche de alguna granja perdida del Mississippi.

 

Jesus es la canción protesta. Casi sin advertirlo, se va trazando la línea ascendente del disco que llega a su apogeo en I Found Your Glasses, que hace su entrada como una explosión. I Found Your Glasses es una de esas canciones inusuales que parece que hayan estado siempre ahí y vayan a durar toda la vida, inalterables. Es un sujeto atemporal, un clásico instantáneo. Todo lo contrario a un hype, pero con toda su efectividad. Partido hacen canciones hechas para durar, y eso no se ve todos los días. Carnival no hace más que constatar el hecho, y con Kingdom, sobre la inocencia y la infancia perdida, toca a su fin el disco.

 

Con este disco pueden pasarte dos cosas: puede darte exactamente igual o puedes escucharlo tantas veces como haga falta hasta aprenderte el más mínimo resquicio de su cuerpo, pero probablemente pase lo segundo. Todo ello bajo la perfecta producción de Paco Loco, cuidando hasta el más mínimo detalle. Cada instrumento ocupa su lugar, y la voz de Víctor Partido domina unas melodías perfectas haciendo que llegue a ser inconcebible que las canciones fueran cantadas por alguien que no sea él.

 

Nos encontramos delante de lo que será uno de los discos del año, es inconcebible que Leaving All Behind pase desapercibido. De hecho, ya se está notando el surgimiento de Partido en el panorama nacional: desde que ha sido declarada una de las bandas del año por la revista Go Mag, pasando por su aparición en el programa Miradas2 o hasta encontrarlos en el cartel del  Sonorama de este año.

  • Pingback: Partido, empezando de cero | CrazyMinds. Música indie.()

  • Pingback: LOS MEJORES DISCOS DEL 2012 (Nacional): Del 20 al 1… | CrazyMinds. Música indie.()