MUCHO – MUCHO

MUCHO - MUCHOUn tracklist de once temas completa el primer largo de la banda toledana. Formada por eslabones de los Sunday Drivers y Underwater Tea Party, Mucho es fruto de una reinvención, para dar forma a lo que ellos definen como “pop cósmico, rock en la orilla”.

En realidad, el disco nace de ¿una ruptura? Y, por lo general, cuando uno decide deshacer un lazo para emprender un nuevo proyecto lo hace con ganas o no lo hace. Las mismas que Martí, Fausto, Miguel y Carlos tratan de transmitir a través de este primer lanzamiento.

Mucho, adverbio de cantidad. Palabra que utilizamos con frecuencia para enfatizar todo aquello que nos resulte destacable o más. Pues bien, esa palabra no solo da nombre al grupo, sino que bautiza el álbum con el que debutan como formación.

Y, ¿por qué no? Es esa la sensación. Precisamente de este primer trabajo juntos se desprende optimismo, alegría, color. Si hay algo que se respira mientras suenan La casa en Pie, Los hijos del mal, Lo hacéis muy bien o Filtran tus paredes es una bocanada de vida. La posibilidad de bailar con razón. Que no siempre es tan fácil.

Con un puñado de estrofas en castellano para estar atento (“He intentado ser críptico porque me gusta que haya misterio y poesía, que cada uno saque su propia interpretación”, dice Martí) y estribillos que más de uno lleva tiempo repitiendo (Si quieres, no), los cuatro jinetes de Mucho se mantienen erguidos meses después del estallido sorpresa.

Dice Martí que “suena de chulo, pero lo creo, no tenemos nada que ver con la música que hace gente de nuestra quinta” y eso es lo que pasa. Mucho suenan genuinos. Hay algo en ellos que evoca a grupos “guiris”, a los que citan como referencia, como por ejemplo The Black Keys, The Raconteurs o Phoenix pero con la amplitud de pasar por unas manos que añaden acento español. 

La honradez, el seguir el camino de la seguridad y la confianza en su propio trabajo va situando a los toledanos en una posición de privilegio. Como siempre que se emprende un proyecto sincero.

Así, con este primer LP y bajo la producción de Ricky Falkner, completan la hornada de grupos españoles que aún tienen cosas que decir. Que abren un nuevo margen a sus apetencias en cuanto a sonido. Algo distinto que encaja porque así tiene que ser. Desde luego, Corre mi reloj, y el tuyo si no puedes contrastar esta lectura con algo que ya debería sonar en tus oídos.

Es complicado no sonreír bajo el sello del grito irreversible de MUCHO. Ellos lo definen como “una segunda juventud”, bandera de la abundancia, ¡Que viva su ley!

 PUNTUACIÓN CRAZYMINDS: 7/10