FOSTER THE PEOPLE – SUPERMODEL

El álbum debut de Foster The People, Torches, los catapultó directamente a la primera línea de todas aquellas bandas que intentaban reinventar el pop moderno, un grupo en el que también podríamos meter a MGMT. Así que, después de un precedente con un éxito tan estratosférico, los californianos sabían que tenían que poner toda la carne en el asador para quitarse así la maldición de todos aquellos grupos que sacan un gran hit y se quedan en el camino. Y así llega Supermodel, un segundo disco que nos ha quitado todas las dudas que podíamos haber tenido respecto a los chicos de Foster The People.

Un primer álbum aclamado mundialmente es difícil de superar, pero la banda ha sabido alejarse un poco del sonido que los caracterizaba y darle una nueva vuelta de tuerca. Si algo enganchaba de Foster The People era aquel electropop pegadizo y aquellos elementos electrónicos cuidados con mimo que en Supermodel se han visto reemplazados por las guitarras, pianos e incluso palmas, para así acercar el sonido del estudio al directo de la banda, lo que deja claro desde el principio que es una ruptura, una evolución pero nunca una continuación. Para la grabación del disco, los miembros de la banda dejaron atrás el cinéfilo y ruidoso Hollywood para buscar la calidez y tranquilidad de la India, de donde surgen temas de corte acústico como Fire Escape o la envolvente Nevermind, que reflejan fielmente el cambio que ha sufrido el grupo en su sonido, dándole gran protagonismo a la guitarra y a la voz del vocalista, Mark Foster. El tema que abre el álbum es el pegadizo Are You What You Want To Be?, tema que se deja llevar por ritmos africanos y brasileños y que nos recuerda en parte a Vampire Weekend.

El single Coming Of Age se postula ya como uno de los futuros himnos de la banda, con melodías pop bastante resultonas y coros omnipresentes que no desaparecen en casi ningún tema del disco, a excepción de aquellos acústicos donde la voz de Foster consigue envolvernos de una forma realmente limpia. Las ganas de experimentar de Foster The People no desaparecen como se puede comprobar en la psicodélica Pseudologia Fantastica donde vuelven a reinventar el pop para llenarlo de ambición y acercarlo a su forma más comercial, lo nuevo vende, pero lo antiguo vendido como nuevo es algo que siempre está de demanda. En The Truth vuelven los FTP más electrónicos, pero es tan solo un atisbo de aquel grupo donde los sintetizadores eran su razón de ser, ya que vuelven con la dulzura de The Angelic Welcome of Mr Jones o la acústica Goats In Trees, donde Foster experimenta con su propia voz.

Supermodel marca el camino a la madurez de Foster the people, no se trata de un discazo, pero no ha bajado el nivel de su álbum debut e incluso han sabido subir algún que otro punto más, sacando un álbum adulto, alejándose de sintetizadores y apostando por un sonido más orgánico, lo que, como habíamos dicho antes, nos demuestra que la banda está en el camino correcto para conseguir algo realmente bueno.

PUNTUACIÓN CRAZYMINDS: 7,5/10

Escúchalo aquí: