CLOUD NOTHINGS – CLOUD NOTHINGS

CLOUD NOTHINGSParece que fue ayer cuando os presentamos el primer disco de los jovencísimos Cloud Nothings. No fue ayer, pero hace sólo cuatro o cinco meses. Este segundo disco, con el mismo nombre del grupo, es una gran presentación por todo lo alto de la banda. Un poco más melódico, un poco más estudiado, canciones casi igual de cortas y un número más reducido de éstas, un poco menos de fuerza y mucha energía, como en el primero.

Understand at All abre el disco con acordes desde el principio hasta el final. En este tema el punk destaca notablemente.. Finaliza con un suave coro que rellena de maravilla dando paso al estribillo. Si no le prestas la suficiente atención, el segundo tema, Not Important, da la sensación que es la continuación del primero, parece que no haya cambiado a otro. El ritmo normal de la canción se mezcla con las guitarras y los estribillos a lo más puro Sex Pistols con un ritmo rápido rápido, algo que parece ser una marca de este grupo, cosa que llama la atención y agrada. También les gusta utilizar el supuesto engaño de acabar una canción para retomarla de nuevo, hay un baile de guitarras que quita el sentido dando paso a la tranquilidad del coro.

Forget You All The Time, como el título insinúa, parece más una canción de amor, y más una reflexión. La fuerza de los instrumentos es igual de poderosa, aquí relaja mucho más la voz y la deja surfear alargando las frases y dándole melodía melancólica.

Nos sorprendemos al encontrar Nothing’s Wrong en medio del repertorio duro y estrambótico de Cloud Nothings, que nos presentan hasta este punto y en todo su primer trabajo. Sin embargo, este Nothing’s Wrong tiene un carácter más juvenil, introvertido y comercial. Sigue en la misma línea la siguiente canción, Heartbeat. Llegados a este punto, me gustaría recordaros que en la crítica de su primer disco separábamos el largo en dos bloques, y parece que será otra de las marcas del grupo. En estos temas, notamos ese cambio de subida de las tinieblas oscuras y de punk más negro para darle ese rayito de luz donde vemos más claridad y una musicalidad más clara y menos underground.

Been Through también es de esta segunda parte del disco. Más tranquilo. Esta canción tiene mucha fuerza y podría ser un gran hit. A la mitad del tema vuelve a empezar y casi a final de éste hace lo mismo

Rock, como su propio nombre indica, es el tema rock, todo a la vez y gritos. No es muy entendible la forma de pronunciar las palabras acabándolas en repetición de las últimas sílabas y l atropello de ésta misma con las guitarras. Parecido pero diferente es You’re Not That Good at Anything. La misma historia que en Rock pero lo que aquí se repite son los principios. Emulan la dejadez, los gritos de locura y el batiburrillo de instrumentos, que nos dejan un buen sabor de boca con distorsión incluida.

Y aunque queda un poco ridículo llamar a una canción divertida, On the Radio y All the Time parecen responder a esta ridiculez, convirtiéndola en las más comerciales y, por tanto, las más divertidas donde podemos escuchar una relajación y una forma de querer empatizar más con el publico, dándoles la oportunidad de cantar los estribillos.

Es difícil escuchar un primer disco, en 4 meses escuchar un segundo y poder hablar de su evolución o de sus cambios o su forma de hacer las cosas. Parece casi antinatural la realización de dos trabajos completos en tan poco tiempo, ni siquiera Woody Allen hace más de una película anual. Bien, no sé si será la energía o las ganas, pero Cloud Nothings lo ha hecho y nos ha gustado. Mucho más el primero. SÍ. ¿Esta mal el segundo? NO. Nos presentan dos discos muy buenos en cuatro meses y con calidad y capacidad para escuchar un tercero, aunque espero que nos dejen al menos estos cuatro meses de rigor para poder acostumbrarnos a su sonido y sus canciones. Sigo animándoos a, como en la primera crítica de su primer disco, verlos en el Primavera Sound de este año.

PUNTUACIÓN CRAZYMINDS: 6/10