CHEERS ELEPHANT – LIKE WIND BLOWS FIRE

Después de un tiempo sin escribir sobre música y tras la entrevista a uno de mis artistas favoritos ha llegado el momento de retomar una de las cosas que más me gusta, compartir con vosotros algunos de los descubrimientos musicales que puedo hacer. Sería injusto no reconocer que se trata de un descubrimiento entre comillas  y que en este caso especialmente se trata más bien de una de las recomendaciones que con mucho gusto me hizo Guille Milkyway en su entrevista, estamos hablando de Cheers Elephant y su último disco, Like wind blows fire.

Cheers Elephant son un grupo compuesto por 4 chicos de Filadelfia que  pese a que hay que reconocer que no inventan nada con su música, suenan frescos como una cerveza con limón en un chiringuito de playa estos días. Su música gira entorno a un pop rock bastante naïve y un sonido claramente made in California en sus sencillas y pegadizas melodías y durante este 2012 han editado el que viene a ser su tercer disco de estudio en el que sus voces recuerdan por momentos a Luke Pritchard cantante de The Kooks.

Ante todo se trata de un grupo que se divierte y trata de divertirnos con su música y eso se nota en sus letras, especialmente en Thought and commonsense uno de los temazos del disco, una de esas canciones que tienen algo que hace que cada vez que la escuches te guste más y más. Pero no solo hacen música divertida, sino que sin ser contradictorio, se lo toman muy enserio con unas melodías trabajadas que beben sin complejos del sonido playero californiano que nos trajeron con éxito gran cantidad de grupos de la costa oeste americana. Todo esto se nota especialmente en canciones como Peoples, canción con la que abren el disco y con la que nos llevan desde los primeros acordes a la arena de la playa para no salir de ella durante toda la escucha, pasando por otros temas destacados como la más rockera Doing it Right o Leaves, posiblemente su mejor canción y una verdadera inyección de buen rollo. El ambiente cálido y alegre que generan sigue con temas como Party on Darwin y Get Ya! una de sus canciones más movidas y festivas.

Después de un cúmulo de canciones de esas que te hacen como mínimo insinuar una sonrisa en los labios, el grupo cierra el disco presentándonos su parte más psicodélica con tres canciones que les hace perder algo de enganche y que en mi opinión podrían haberse suprimido tranquilamente del disco, quedándonos únicamente con la primera parte de él. Pero pese a eso, esto no enturbia el buen trabajo

Con un trabajo como este Like Wind blows fire cuesta entender que todavía no sean famosos a este lado del Atlántico pero pese a la globalización y la era de internet parece ser que todavía a muchos les cuesta dar el salto a Europa, ya sea por falta de interés del público o una estrategia de la productora que no contemple esta posibilidad, y en el caso de estos chicos tras escuchar su trabajo solo nos cabe pensar en la segunda opción y esperemos que no tarden en decidirse a dar el paso.

En definitiva, un buen disco para cerrar este veranito y el cual os animo a bajar desde su propia página web en la que lo ofrecen para descargar pagando por éste la cantidad que cada uno considere oportuna (incluso gratis).

PUNTUACIÓN CRAZYMINDS: 7/10