CATS ON FIRE – ALL BLACKSHIRTS TO ME

CATS ON FIRE - Pop de principio a fin, con un toque melancólico y unas letras sólidas. Desde que sacaran su primer EP Solid Work en 2003, Cats on Fire no han parado. Al EP le siguieron dos más, después dos discos y luego uno de rarezas y temas antiguos en el que se incluía una versión de la canción Your Woman (1997) de White Town. A finales de marzo salía a la venta el último trabajo de los finlandeses: All Blackshirts To Me, un trabajo más maduro y logrado en el que hay más sitio para la experimentación.

Se les ha comparado muchas veces con The Wave Pictures. Sin embargo, Cats on Fire tienen su propio sonido, la verdad es que lo han tenido desde que empezaron. Lo que hace especiales a estos chicos es, entre otras cosas, sus letras, las cuales varían de una canción a otra, a veces serias y profundas, a veces sarcásticas y otras divertidas. La crítica política y social está presente en todos sus discos y en este último no iba a ser menos, 1914 and Beyond es el más claro ejemplo de ello (“Greece don´t pay your debts”), una dura crítica a la política europea.

Pocos grupos consiguen emocionarte en una canción, hacerte bailar en la siguiente o sumergirte en el debate de la crisis económica en Europa dos temas después. Desde sentimientos personales, confesiones verdaderamente emotivas, hasta canciones de protesta. Pero Cats on Fire utilizan las guitarras, a veces el piano y en ocasiones los coros de la única chica del grupo Iiris Viljanen, para camuflar esas protestas con dulces melodías.

Our Old Centre Back  abre este nuevo trabajo, seguida de My Sense of Pride, la cual lleva su sello, se reconocen las guitarras y la particular voz de Mattias Björkas, que recuerda a la de Morrissey (“Nothing is shaking and I wanna have my job back, this time my sense of pride won’t stand in the way I’ve lost that long ago”). A Different Light es el mejor ejemplo de esa experimentación que decíamos al principio, There Goes the Alarm es triste y melancólica pero cautivadora. After the Fact y The Sea Within You son, junto a 1914 And Beyond, sin duda, las mejores del disco. A Few Empty Waves comienza tan solo con una guitarra y la voz de Björkas pero pronto se une el resto del grupo y el resultado es inmejorable.

All Blackshirts To Me gana con cada escucha. Desaparecen los ritmos pegadizos para dar paso a un sonido más trabajado, con toques sutiles de distorsión, canciones más profundas y maduras que al mismo tiempo conservan ese toque romántico y melancólico que caracteriza a Cats on Fire.

PUNTUACIÓN CRAZYMINDS: 7/10