Cala Vento – Fruto Panorama

Nuestra puntuación

8

7

Joan y Aleix tienen una energía especial, como la de L’Empordà, su preciosa comarca de origen. El debut homónimo de Cala Vento editado hace menos de un año, ya desprendía una fuerza fuera de lo común, fruto de haber vivido su ‘sueño americano’. Meses después, con la inspiración nacida de la vorágine de aquel primer álbum y con una popularidad creciente, han contado de nuevo con su padrino, Éric Fuentes, para grabar Fruto Panorama, once nuevas canciones, en las que hablan de lo que ha pasado desde que lograran destacar en el concurso Converse Make Noise 2015, fueran invitados al festival SXSW de Austin y lanzaran finalmente su primer disco. Expulsan desde el alma todas esas vivencias en forma de canción, las cuales vuelven a tener un tono bastante melancólico. Las letras son bastante variadas, y aunque algunas no son de desamor, cada uno las puede llegar a interpretar a su manera…
Desde la primera escucha Fruto Panorama se deja ver como un disco continuista que sigue apostando por la misma línea musical: rock con las mejores influencias del punk y el pop, más alguna sorpresa muy melódica, y es que siempre les ha gustado mucho todo lo que tiene melodía, pero no pueden evitar dar caña y mostrarnos una energía juvenil.

Así volvieron con Isla desierta, con un estribillo potente de los que perduran en la memoria y una arrolladora frescura. Una de las historias que están relacionadas con la inspiración y la creación de un disco y lo que supone para el artista el contacto con el escenario y el público, como en Hay que arrimar y Nueve toros. Hay incluso guiños más personales y que provienen de la propia intrahistoria del grupo, como en Antes de él “No espero ni multitudes ni dinero, canciones, con ellas quedo satisfecho”. Este es un tema que descartaron para su primer lp, y ahora con otra estructura y añadiendo el chelo, se convierte en indispensable para contarnos uno de esos momentos por los que han podido pasar desde comenzar la gran aventura de girar con su primer disco hasta llegar a grabar Fruto Panorama. Y nos siguen contando vivencias Sin Apenas Conocernos, con una de esas letras sencillas pero a la vez geniales y provocadoras “Te jodes y bailas, disfruta de la vida” en Historias de bufanda…Y de desamor, revolviendo en el pasado sentimental como En cueros o Fetén. La madurez y la variedad temática llegan hasta el punto de ‘escarbar’ en uno los temas sociales más actuales y dramáticos en 6.000.000.000, que corresponde a la cifra de la humanidad mundial, esa que no hace nada para arreglar las cosas. Cala Vento se centran en el tema de los refugiados, para demostrarnos que vivimos en un mundo muy individualista, seguimos a lo nuestro, haciéndonos los ciegos “Sin hablar de esa gente, que es tan inocente, que intenta sobrevivir”.

Dentro de un sonido en línea de otras bandas de BCore Disc, como Nueva Vulcano o Bullit, también podemos apreciar sus primeros referentes, esos que escuchaban en Figueres y Torroella, con su grupo de colegas, como los Arctic Monkeys o Unfinished Sympathy, la banda de su productor Eric Fuentes, y eso se deja notar mucho al igual que en su disco de debut. En menos de un año, Cala Vento se han posicionado como una de las grupos más excitantes y más intensos en directo. Cuentan con el talento, la ambición y la energía necesarias para seguir atrayendo público. Parecen tener la clave para moverse entre dos aguas, punk y pop, navegan con contundencia e irreverencia pero también con atractiva frescura. Seguro que son conscientes de que están en un momento de gracia y no quieren perder ni un segundo por demostrarlo. Este segundo álbum, Fruto Panorama, en definitiva, es el fruto de vivir su sueño americano y publicar su primer disco.