BEST COAST – THE ONLY PLACE

BEST COAST - THE ONLY PLACEEl apabullante éxito de su álbum debut Crazy for You (2010)  había levantado muchas expectativas acerca de esta segunda entrega; quizás demasiadas. Si bien la propia Cosentino ya aseguró que su forma de componer era algo diferente en este álbum, el resultado sigue siendo Best Coast, pero diferente…

Parte de la culpa de esto la tiene la excelente producción de Jon Brion (Of Montreal, Fiona Apple, Kanye West…). Basta con escuchar el tema que cierra el disco, Up All Night, que poco tiene que ver con la ruidosa versión llena de reverb y voz distorsionada que ya publicaron en 2010. Y es que este es el rasgo fundamental que distingue The Only Place de su predecesor: Best Coast han decidido alejarse de la etiqueta lo-fi y limpiar y depurar su sonido; decisión que, para qué negarlo, tiene sus pros y sus contras…

Por una parte, la voz de Bethany Cosentino ha ganado protagonismo y con ello ha salido ganando todo el conjunto. Nos regala bonitas melodías y coros interesantes, en unos juegos de voces que probablemente sean de lo más atractivo de este trabajo (es una verdadera lástima que en directo no los mantengan).

Por otra parte, los enamorados de aquel Crazy for You probablemente piensen que el grupo ha perdido una de sus señas de identidad: su sonido. Lo cierto es que la excesiva pulcritud en la producción deja desnudo a un grupo como Best Coast. Las canciones sencillas, con estructuras fáciles, 3 ó 4 acordes y letras que rozan lo naíf que tan bien se camuflaban con el ruido, se quedan un poco desamparadas en este The Only Place.

Pese a todo ello, el disco nos deja un puñado de buenas canciones, de tintes muy veraniegos y letras que nos hablan sobre el amor y sobre California; sobre todo de California. En realidad, el disco entero es una oda a su  tierra, empezando por la portada (basada en la antigua partitura de la canción I Love You, California) que muestra un oso pardo abrazando al estado de California, pasando por temas como Let’s Go Home o el que abre y da título al disco: The Only Place.

La varita mágica de Jon Brion se deja ver también en unos discretos arreglos de cuerda en My Life y de percusión y vibráfono en Dreaming My Life Away, que aportan algo de color a un repertorio algo repetitivo, que mezcla canciones más rápidas como las anteriormente mencionadas Let’s Go Home, The Only Place o Why I Cry con baladas como Last Year y No One Like You y algún tema con dejes de country como Better Girl o How They Want Me To Be.

En definitiva, Best Coast se han enfrentado a la difícil tarea de publicar un segundo trabajo después de haber triunfado en su debut y han sobrevivido; sin más. Habrá que ver qué rumbo deciden tomar en sus futuros trabajos. Por ahora nos quedamos con The Only Place, un disco que, sin ser imprescindible, no deja de ser recomendable.

PUNTUACIÓN CRAZYMINDS: 7/10